¿Cómo hacer mechas californianas?

Cada vez  se llevan más las mechas californianas, las vemos en televisión, en las revistas de moda y hasta en nuestro entorno. Todo el mundo se apunta a la moda de las mechas degradadas. Aunque es conveniente acudir a la peluquería para que un profesional nos pueda conseguir el efecto deseado, también es posible que nosotras mismas nos hagamos el cambio de look. Solo necesitaremos tiempo e ir poco a poco para poder estar a la última y de una forma muy económica. Sí estás decidida tendrás que pedirle a alguien que te ayude para que el resultado sea el esperado.

Para las mechas necesitaremos:

  • Un recipiente donde poner el tinte
  • Un pincel para aplicarlo
  • Guantes
  • Un peine
  • Tinte

Antes de comprar el tinte debemos tener claro qué color nos queremos aplicar. Lo más habitual es aclarar el pelo hacia las puntas pero podemos aplicar un colo más rubio o dorado o un color rojizo. Si tienes el pelo claro es ideal que lo aclares todo lo que quieras hacia tonos más claros. Si tienes el pelo más oscuro también puedes degradarlo a rubio para crear un mayor contraste o si te gusta más hacia un tono rojizo quedará algo más natural. En todo caso esto irá en función de gustos pero cualquier color que elijas quedará bien con tu pelo.

Antes de aplicarnos el producto también tenemos que pensar qué estilo queremos para nuestras mechas californianas. Si queremos que queden muy marcadas deberemos poner el tinte desde mitad del mechón hasta las puntas. Si queremos que queden más naturales deberemos poner el tinte desde más abajo u otra solución es coger mechones alternos para que queden más dispersas. En todo caso la altura desde donde empiecen las mechas marcarán un resultado más intenso o menos.

Es conveniente que no compremos un tinte normal o una decoloración que estropea mucho el cabello. Debido a lo populares que se han hecho estas mechas se venden productos específicos para hacerlas. Lo podemos adquirir en cualquier tienda de cosméticos o hasta en supermercados, escogemos el tono que nos guste y listo. Mezclamos el tinte en el recipiente y empezamos a dividir el pelo. Es mejor que lo hagamos por capas para que se impregne bien todo.

Una vez tenemos el pelo dividido por capas vamos cogiendo mechones. Si queremos que sean intensas debemos teñir desde la mitad del mechón si queremos más natural desde más abajo. Es importante que pasemos bien el pincel entre todos los cabellos para que se quede el tinte. Y repetimos lo mismo con las otras capas, cogemos mechones finos y los vamos pintando con el pincel. Cuando ya tengamos todo el cabello hecho tenemos que dejar que actúe el tinte durante 20 o 30 minutos. Después lavamos el pelo y lo secamos para poder ver nuestro resultado.

Una forma genial de llevar las raíces naturales y las puntas luminosas. Nuestro cabello brillará como nunca lo ha hecho y nos aportará luminosidad al rostro, no lo pienses más y atrévete.