Curiosidades del mundo animal

El mundo animal es tan rico en especies y curioso que casi todo es posible. Desde criaturas milimétricas hasta grandes especies cuya sola visión nos asustaría. Pero es que, además, presenta tantas curiosidades y resulta tan fascinante que merece la pena hacer una somera enumeración de ellas : reptiles sin patas, serpientes que mudan completamente la piel, dejandola entera como si fuera un vestido, especies que cuentan con un único animal, etc.

Los anfibios y los reptiles de hoy son, probablemente, los descendientes de los animales vertebrados terrestres más antiguos que poblaron la tierra, entre los que se encontraban los dinosaurios.

Los anfibios son vertebrados capaces de vivir tanto en tierra como en el agua. Tienen sangre fría y su temperatura corporal está en función de la del medio. Son unas tres mil especies y hay tres órdenes : ápodos, que son criaturas muy simples, similares a los gusanos ; urodelos, que son las salamandras y otros animales parecidos ; y anuros, que son los sapos y las ranas.

Prácticamente todos se reproducen por huevos – sólo unos pocos son vivíparos -  que ponen en el agua y de los que salen unas larvas llamadas renacuajos.

Por su parte, los reptiles también son vertebrados y también son de sangre fría. Su tamaño oscila entre 50 milímetros y más de nueve metros. Generalmente tienen la piel escamosa. Al igual que los mamíferos, respiran por pulmones y casi todos son carnívoros. Encontramos aproximadamente 5.000 especies y cuatro órdenes : caimanes y cocodrilos, tuátaras – con una sola especie viviente -, tortugas, y lagartos y serpientes.

Algunos récords de anfibios y reptiles son los siguientes :

Los mayores anfibios son las salamandras gigantes, que alcanzan 1,5 metros y se encuentran en China y Japón.

La mayor rana es la llamada Goliat, que mide entorno a 300 milímetros y se encuentra en África. No obstante, se han encontrado ejemplares bastante mayores.

El mayor reptil es el gran cocodrilo marino, que puede llegar a seis metros.

La mayor tortuga marina, por su parte, es la tortuga laud, que tiene una concha de hasta 1,8 metros, una distancia entre las aletas de 3,6 metros y más de 725 kilogramos de peso. La más grande de las terrestres es la gigante, con un caparazón de las mismas medidas, pero bastante menos peso (unos 225 kilogramos).

El mayor lagarto es el dragón de Komodo, de unos tres metros y 113 kilogramos de peso.

Igualmente, las serpientes más grandes son la anaconda y la pitón reticulada, que llegan hasta los nueve metros.

En cuanto a edad, los anfibios más longevos son las citadas salamandras gigantes, que viven, en cautividad, sesenta años.

Citemos, por último, algunas curiosidades :

Las serpientes mudan varias veces al año la piel, dejando completa la antigua. Suelen tener un solo pulmón y sus jugos gástricos digieren huesos y dientes, pero no pelos. La víbora, que se caracteriza porque su piel presenta un dibujo en zig-zag, mantiene los colmillos venenosos, normalmente, plegados y sólo los saca para atacar.

La salamandra se defiende emitiendo secreciones desagradables por la piel. Mientras tanto, el camaleón cambia de color para ocultarse.

El lución es un lagarto sin patas, que repta como las serpientes.

El macho del sapo partero lleva los huevos, que le deposita su pareja para reproducirse, puestos sobre las patas traseras.

En fin, el mundo animal es tan rico en especies que casi cualquier cosa es posible.