La aspirina, beneficio y riesgo

A estas alturas, el uso y la utilidad de la aspirina están demostrados, sin embargo, no podemos convertirla en la panacea ni en la salvadora de todos, no respetando un estilo de vida sano. Por ejemplo, uno de estos elementos que no deberían convivir con la aspirina, es el cigarro. El tabaquismo aumenta significativamente el riesgo a los ataques cardiacos y embolias. Un cigarro puede aumentar la densidad de las plaquetas y provocar que estas se junten, con lo que comienza la formación de coágulos. Al parecer la aspirina contraataca esta acción. Pero es mucho más sabio dejar de fumar en lugar de tomar aspirina para contrarrestar estos efectos, porque hay otros aspectos del tabaquismo que contribuyen a tener ataques cardiacos, por no mencionar sus efectos en los pulmones y el papel que juega en provocar cáncer de pulmón. Por otra parte, disminuir la coagulación de la sangre con la aspirina no es siempre una buena idea. Esto puede aumentar la hemorragia si una persona se lastima o se somete a una operación. Es una buena medida, dejar de usar aspirina por lo menos diez días antes de someterse a una operación.

Imagen tomada de Flickr por urbano200000

Las mujeres tampoco deben usar aspirina por unas cuantas semanas antes de un parto. El salicilato puede pasar a través de la placenta y afectar la coagulación de la sangre del bebe. Los bebés de las mujeres que están tomando aspirina pueden nacer con manchas negras o azules y esto puede ser una evidencia de susceptibilidad a las hemorragias. Pero antes de preocuparse mucho por los peligros de la aspirina, es bueno recordar que muchos pacientes artríticos han tomado medicamentos con aspirina por años sin un aumento aparente de riesgo a la salud. Sin embargo, si ya se está tomando medicamentos que previenen la coagulación de la sangre, se debe tener cuidado de tomar aspirina, a menos que ésta sea recetada por un médico. Por otra parte, no debemos perder de vista que algunos hábitos afectan la coagulación de la sangre. Uno de estos hábitos es el ejercicio. Se estima que cinco minutos de ejercicio vigoroso aumentan la acción del ATP en la sangre para disolver los coágulos en la sangre por unos 90 minutos.



El hecho de que con el ejercicio se incremente la formación de esta enzima natural que evita la coagulación de la sangre, puede ser una de las razones por las que el ejercicio ayuda a disminuir los ataques cardiacos. Las personas que hacen mucho ejercicio pueden no tener las mismas necesidades de medicamentos anticoagulantes como los que no hacen ejercicio. Otro factor que se relaciona en este escenario de la aspirina es el alcohol. Si se toma alcohol al mismo tiempo que se toma aspirina o incluso después de 12 horas de haber tomado la aspirina, aquel puede prolongar la acción anticoagulante de la aspirina por días. Desde luego, si se tiene cualquier condición médica que pueda estar asociada con hemorragias, se tiene que tener cuidado al tomar aspirina. Esto incluye úlceras e incluso hemorroides, además la aspirina puede aumentar la irritación estomacal. Todavía queda mucho por aprender sobre la aspirina y la prevención de ataques cardíacos, como el papel del ejercicio en combinación con ésta. Tomar aspirina no eliminará la necesidad de controlar los factores de riesgo como mantener bajo el nivel de colesterol total, el nivel de presión sanguínea y no fumar.

Imagen tomada de Flickr por amnesiak1978

Y tampoco debe eliminar la necesidad de mantener un nivel adecuado de condición física, pero puede ser una parte importante de un programa para prevenir ataques cardiacos en muchas personas. Otra cosa que hay que tener muy en cuenta con la aspirina, sobre todo si pensamos no consultar al médico, es vigilar bien las dosis. Mucho ojo que la aspirina tradicional que expenden en cualquier farmacia es de 500 miligramos, dosis que siempre se utilizó como analgésico para el dolor de cabeza o como antigripal, mientras que las dosis que se suelen recomendar para diluir los coágulos o evitar que estos se formen, es mucho menor. De hecho, el laboratorio que produce la aspirina, lanzó al mercado una versión de 100 miligramos de principio activo. Este lanzamiento fue justamente a raíz de los descubrimientos que se hicieron de la aspirina en el campo de los riesgos coronarios hace ya varios años atrás. Finalmente, también se debe tener cuidado al combinarla con tantos productos naturistas que invaden los mostradores hoy en día y que son vasodilatadores, como el Ginseng o el mismo Ginkgo Biloba.

Ya hay 4 comentarios. ¿Quieres dejar el tuyo?

  • koldo urizarbarrena castellote
    21 oct 2008

    ahun quedan cosas por descubrir pero no hay duda de su eficacia en temas cardiacos.

  • koldo urizarbarrena castellote
    18 feb 2009

    En estados unidos de norteamerica, los medicos recomiendan a personas mayores se 40 años, una aspirina imfantil, diariamente. con el fin de evitar, trombosis y otros problemas cardiacos. abstenerse personas con problemas de ulceras o problemas de coagulacion.

  • Jaime Acevdo Pérez
    10 feb 2010

    Me han dicho unos amigos de unos 63 años, que ellos tomaban todas las noches una aspirina y que sentían muy bien, que les quitaba los dolores y que les hacía dormir mejor, sin despertar.
    Me gustaría me indicaran si esto se puede hacer, si no es malo tomar tan a menudo una aspirina. muchas gracias

  • 19 feb 2010

    hola jaime,

    lo mejor es preguntárselo al médico, puesto que todo dependerá de tu organismo, si tienes alguna dolencia o alteración, colesterol, hipotensión, hipertensión, si has tenido enfermedades graves, incompatibilidades a medicamentos… saludos.

Dejar un Comentario